Millennials Engagement y lo FIGITAL

Millennials Engagement y lo FIGITAL

Por: Fabián Sampayo

Baby boomer, generación X, Millennials, Centennials, todas son etiquetas que podrían decirnos si una persona es más acorde o no a ciertas tecnologías, sin embargo, la mirada que tiene Ana Sarmiento sobre esto es totalmente disruptiva. Si bien las generaciones nos permiten hacer una “clasificación” por edad no necesariamente debemos asociarlas a una “deficiencia” o “suficiencia” de una persona. El 2020 ha sido un año de cambios radicales y uno de ellos es que trajo lo que el filósofo Zygmunt Bauman denomina la modernidad líquida: una realidad donde el cambio es constante provocando que la identidad individual y social se flexibilicen durante todo el tiempo de vida que tenemos. Bauman menciona que la búsqueda de la identidad es una tarea vital de cualquier individuo y en sus artículos expone una metáfora sobre asociarlas a una costra volcánica, donde pueden tomar muchas formas si se aplica la temperatura correcta. Esta modernidad líquida se vive en un mundo que denomino FIGITAL: lo físico y lo digital juntos, lo presencial y lo remoto definiendo una nueva manera de interactuar.

Ana Sarmiento también nos expone en su manifiesto 7 elementos para vivir esta modernidad líquida. Exploremos cada uno y la interpretación que nos permitió obtener al escucharla:

  1. El trabajo no debe convertirte en algo que no eres, sino en un canal para aportar lo mejor de ti. Aquí la generación Millennial ha hecho un gran proceso al reestablecer esta nueva concepción, ahora ya no será el objetivo de unos jóvenes entre 25 y 40 años. Esta será la nueva definición de “TRABAJO”.
  2. Creo que la diversidad es la mejor forma de enriquecer la vida y el trabajo. El ser consciente que vivimos en mundos interpretativos nos permite obtener puntos de vista diferentes sobre un proyecto o actividad a desarrollar de tal manera que iteremos y mejoremos siempre nuestro producto o servicio.
  3. Debemos aprender a valorar lo que nos hace diferentes y potenciar nuestros talentos. En la diferencia radica la verdadera riqueza, tener en un espacio diferentes generaciones implica tener diferentes pensamientos, lo cual conlleva a diferentes acciones y a generar un ecosistema fructífero para innovar.
  4. Las empresas del futuro son un espacio para realizarnos como personas. Cada vez la palabra propósito de vida hace parte del lenguaje de las personas y de las organizaciones, aquella empresa que comprenda esto y realice esfuerzos enfocados a detonar el potencial de sus colaboradores generará una disrupción de talentos. Un ejemplo en el continente asiático es el trabajo que viene realizando Haier Group, donde se declaran ser un ecosistema de emprendedores, parte de su misión es conectar a los colaboradores con un cliente. En otras palabras, conectar un talento con una necesidad.
  5. La experiencia del trabajador se construye todos los días y en todos los rincones de la empresa. La verdadera cultura se ve en la cafetería, en los baños, en los pasillos, en las conversaciones naturales que surgen en el día a día de un colaborador. Si quieres entender tu organización pasa tiempo en el GEMBA, el lugar donde pasan las cosas.
  6. Prometer una experiencia y no cumplirla trae mal karma. Hoy el poder de las redes sociales hace que cualquier organización que incumpla una promesa a su cliente o a su empleado interno se haga visible en cuestión de minutos en el ecosistema local y en solo horas será visible en el ecosistema global. Vivimos con un consumidor llamado PROSUMIDOR que produce y genera contenido a la medida que recibe feedback del propio sistema, por lo que es mejor cumplir lo que prometes.
  7. Debemos construir el futuro respetando el trabajo de las personas que llegaron antes que nosotros. La experiencia tiene un valor y el millennial o cualquier generación venidera debe comprenderla para no repetir los mismos errores. Un gran amigo mío Diego Tovar menciona un concepto sobre CANAS con G, y es la experiencia de los que llegaron antes con la energía de los que están llegando, en sus palabras Diego dice “Canas de experiencia con ganas de juventud”.

Seguiremos hablando de millennials, centennials, baby boomers, generación X y así sucesivamente, pero siempre debemos recordar que estas etiquetas no deben servir para hacer un juicio sobre las competencias que una persona pueda tener. La modernidad líquida ha hecho visible que la tecnología es fundamental para seguir en nuestra evolución como humanos, sin embargo, el COVID 19 nos ha hecho visible que somos humanos y que siempre tendremos una historia que contar desde la resiliencia.

*Miembro Dirección de Emprendimiento

Millennials Engagement y lo FIGITAL

5 tips a los que todo emprendedor debe comprometerse para llevar acabo su idea de negocio

En esta video columna, Fabián Sampayo, miembro de la Dirección de Emprendimiento, nos comparte 5 tips a los que todo emprendedor debe comprometerse para llevar acabo su idea de negocio

Millennials Engagement y lo FIGITAL

15.7%: Un número para hacernos cargo.

Por: Fabián Sampayo 

Hace tres semanas salieron los reportes del DANE acerca del Producto Interno Bruto (PIB) donde anunciaba que la economía colombiana se desplomaba en un 15.7% frente al año pasado, lo que significa que dejamos de producir 33,7 billones de pesos. Al leer podemos entrar en pánico o tomar la decisión de hacernos cargo del problema.

En mi caso tomo la segunda opción y para esto planteo que estudiemos las principales variaciones para proponer una estrategia desde lo que cada uno puede aportar, si nos unimos como país seguramente lograremos reactivar la economía paulatinamente. Según el TIEMPO las principales variaciones frente al 2019 en porcentaje son:

Si profundizamos en lo que esta gráfica nos permite evaluar observamos que los sectores más afectados son el entretenimiento, recreación y el comercio. Por lo que invito a que innovemos disruptivamente como Clayton Christensen lo mencionaba en su libro Clase Disruptiva. Y para lograr hacer esto debemos comprender el comportamiento del consumidor; los hábitos y emociones cambiaron radicalmente, ya no volveremos a disfrutar de las cosas como lo hacíamos antes. El hoy nos invita replantear la manera como consumimos en nuestro espacio FIGITAL (físico + digital).

El consumo seguirá existiendo, pero debemos saber descifrarlo y para esto podemos utilizar una herramienta poderosa de Alexander Ostewalder: El mapa de empatía. Esta nos invito a que situemos al cliente en el centro y nos respondamos ¿qué siente ese cliente?, ¿qué piensa?, ¿qué oye?, ¿qué dice y qué hace? De esta manera podremos identificar los miedos y deseos que se tienen y abordarlos con una propuesta de valor innovadora. Les comparto algunos casos de lo que se empieza a observar a nivel mundial en las categorías Pareto que sufrieron este desplome:

  1. Turismo: Venta de toures virtuales con realidad aumentada y con entrega de kit en la casa de cada persona. Aquí vendes una experiencia donde un guía te orienta, pero también tienes la oportunidad de conversar con tus compañeros de viaje virtual.
  2. Recreación: Rodrigo Garduño y Rodrigo de Ovando junto con su programa 54D lanzaron un entrenamiento gratuito durante toda la cuarentena, ahora monetizan su proyecto a través de un app que lanzaron ofreciendo el mismo servicio. 
  3. Entretenimiento: Venta de experiencias en casa a través de Zoom o Teams, en las últimas semana he tenido la oportunidad de participar en temas desde la siembra de suculentas en la casa hasta la elaboración de paellas con un chef virtual.
  4. Comercio: El comercio electrónico se ha intensificado sin embargo aún existe una brecha para que todos hagan parte de él, en mi caso utilizo la plataforma de Mercado Libre para ofertar productos que antes vendía presencialmente, con la ventaja que ahora no debo cubrir un costo de arriendo fijo.

La economía evidentemente se ha visto golpeada por la pandemia, sin embargo, podemos asumir dos actitudes: victimizarnos y seguir criticando al gobierno o volvernos protagonistas para convertir nuestro barrio, nuestra ciudad y nuestro país en ejemplos de resiliencia y superación.

Según Juan Daniel Oviedo, director del DANE, esta caída del 15.7% ha aportado ocho puntos adicionales a la tasa de desempleo en el 2020, sin embargo, la reactivación económica que estamos viviendo en estos últimos dos meses está generando la recuperación de 3,15 millones de empleos ocasionando también una recuperación importante en el índice de confianza comercial e industrial, presentando una tendencia positiva de más de 5pp. 

Nos queda un último trimestre de un 2020 transformacional pero que finaliza con fechas importantes para nuestra economía: el último día sin IVA, el Cyber Week, el Black Friday y las fiestas decembrinas. Esta es la oportunidad para jugar un rol de protagonistas y apoyar a millones de PYMES que están activando su economía nuevamente.

*Miembro Dirección de Emprendimiento

Millennials Engagement y lo FIGITAL

Conectar más o conectar mejor: Una mirada ontológica.

Por: Fabian Sampayo

En los últimos meses nuestros hábitos han cambiado abruptamente, de repente nos levantamos y ya no tenemos que correr para llegar a nuestros lugares de trabajo, ahora nuestro afán es hacia el botón de encendido de nuestro computador e ingresar a reuniones en Microsoft Teams, Zoom, Google Met o Skype. Meses atrás esa historia podía ser contada por pocas personas; según MinTic y Nubelo se pronosticaba en el 2015 que el 50% de la fuerza laboral en el 2020 sería digital.

Hoy encontramos que ese 50% ha sido superado significativamente, la ACRIP (Federación Colombiana de Gestión Humana) confirmo que el 98% de las empresas habían incorporado prácticas de trabajo en casa, por lo que el concepto de trabajo 3.0 se vuelve una realidad tangible en Colombia. Esto trae beneficios para las empresas como incrementar la productividad y disminuir los costos fijos de operación, dado que se contempla un mayor tiempo disponible del colaborador y una menor inversión en temas de oficinas. También se podría hablar de beneficios para el empleado; una mayor independencia en la gestión del tiempo y un mejoramiento en la calidad de vida. Sin embargo, este último beneficio se ha convertido en una desventaja para muchos de los empleados en Colombia. Es común encontrar que el horario laboral se ha extendido, se puede observar que el nivel de compromiso se mide por la cantidad de tiempo que estás conectado y no por la calidad de tu conexión.

Considero que estamos en un punto de inflexión donde el compromiso lo debemos evaluar por la calidad de nuestra conexión con lo que desarrollamos. La pregunta no es ¿cuánto tiempo te conectas? Sino ¿cuál es la calidad de tu conversación cuando estás conectado?, y cuando me refiero a calidad quiero decir el nivel de interacción que tienes durante la reunión. Esta interacción la podemos interpretar desde los elementos del lenguaje, la emoción y la corporalidad.

Frente al lenguaje podemos indagar sobre el nivel de preguntas que desarrollamos en esas conversaciones, es común vivir conectado en reuniones, pero desconectado en pensamientos.

Frente a la emoción podemos considerar el estado de ánimo antes y después de la reunión, esto lo podemos hacer a través de ejercicios sencillos como generar una autoevaluación usando nuestras manos (indicando bien – regular – bajo).

Frente a la corporalidad es retarnos a tener nuestra cámara ON, simular que estamos en esa reunión activando el mismo fondo para sincronizarnos con el propósito de la reunión.

Calidad y no cantidad, esa es una realidad que debemos incorporar en esta nueva manera de trabajar. La fuerza laboral digital para este año no será del 50%, la tendencia es mucho mayor y debemos adaptarnos rápidamente para asegurar un mejoramiento en nuestra calidad de vida. Los efectos de no tomar acción pueden ser tan peligrosos como sufrir de estrés laboral, en algunos estudios reportan que entre el 20% y 33% de los colombianos lo sufren (Encuesta Nacional de Condiciones de Salud y Trabajo). Estamos en un momento histórico para cambiar nuestra manera de trabajar y obtener un ganar – ganar como sociedad.

*Si deseas evaluar tu nivel de interacción en las conversaciones virtuales puedes usar la siguiente prueba:

Afirmación Siempre lo hago (4) Frecuentemente

(3)

Ocasionalmente (2) Nunca (1)
Prendo mi cámara para observar y estar 100% presente con mis compañeros.
En mis reuniones suelo saludar y despedirme.
Participo en más de una ocasión a la reunión que estoy citado.
Utilizo recursos alternativos para dinamizar las reuniones.

 

>12: Divulga esa manera de trabajar para que seamos más los conectados con calidad.

5-12: Estas en camino a generar una conversación de calidad y no de cantidad.

<5: Tienes una gran oportunidad para mejorar la calidad de tus conversaciones. Utiliza los consejos de nuestra columna.

 

*Miembro Dirección de Emprendimiento